miércoles, 19 de diciembre de 2012

La Estatua que sonríe en Puerta del Sol

Moisés Molina en Madrid
Moisés Molina lleva el nombre bíblico del hombre que abrió las aguas del Mar Rojo, para liberar a su pueblo de la esclavitud. Aunque este chileno, no aparece en libros sagrados, cruzo el océano atlántico para dar una nueva vida a su familia.
Desde el 2006, se dedica ser estatua humana en el centro de Madrid y así sacar una sonrisa a quién lo vea.
Cuando le pedimos una entrevista inmediatamente dijo: "por supuesto", cualquier cosa que sea con Chile.... y así lo conocimos...











Ubicación

¿Cómo es el trabajo de estatua hoy?
No es como antes. Antiguamente uno pasaba frío, pero valía la pena. Pero bueno. Igual hay días buenos y días malos. Es relativo. Pero hay que seguir siempre adelante no más.

¿Te gusta hacer de estatua humana?
Me encanta por que doy un poco de alegría. Trato de que la gente se ría. Ahora con mi personaje de soldado, que por cierto, he ganado premios. Bien po… bien.

¿Qué es lo más difícil de este trabajo?
Lo más difícil es cuando uno trabaja y no lo valoran. Hay gente que te saca la foto y se va sin pagar, pero no importa no pasa nada. Yo tampoco me voy a calentar la cabeza ni nada.
¿Es sacrificado, en el diario vivir?
Muy sacrificado. De repente pasas días en que pasas mucho frío. Tienes que ver la cara de la gente. Es complicado, pero igual se sigue adelante.

¿Ser chileno, te ha ayudado?
Sabes que sí. Por ser chileno, la gente te respeta mucho. Te habla de la dictadura, tal vez, pero te respeta.

Nostalgia por Chile ¿tienes?
Ufff, mucho. Extraño mucho a mi gente, mi comida… ufff (suspira) mi hija, más que todo. Mi madre, mi padre, todo. Son seis años y no he perdido el acento, nada. Sigo siendo igual.

            Efectivamente sigue siendo chileno, de tomo y lomo, de esos que tienen a su país en la piel, esa manchada de tinta, que día a día se transforma en un bombero o en un soldado de la guerra fría. Un hombre de corazón emocionado que día a día sigue luchando por ganarle a la vida...

No hay comentarios:

Publicar un comentario